Logo Loading

Ocho meses después de que entrara en vigor la subida de aranceles ordenada por Donald Trump hay varias conclusiones claras según un informe realizado por la OeMv. La primera que España, Francia y Alemania han sufrido perjuicios importantes; la segunda es que dichos perjuicios son diferentes en cada país, Francia es el gran perdedor, Alemania está en posición intermedia y España es la menos afectada.

Según un informe de OeMv de 13 de agosto de 2020, Francia, ha perdido 347 millones de dólares, un descenso del 37% y ha sido claramente el país más afectado por la subida de aranceles. Estados Unidos no solo redujo sus importaciones de vino francés embotellado (no espumoso) un 37% en valor durante los 8 primeros meses desde la entrada en vigor de la medida, sino que también fue el país que más cayó en volumen, perdiendo más de 18 millones de litros. Bajando un 19,3%, pese a que su precio medio ha venido cayendo sensiblemente en este período.

La importaciones de vino embotellado español se redujeron en torno al 10%, pero a precios estables. Las compras a nuestro cayeron en 3,2 millones de litros y en 20,7 millones de dólares. Alemania sigue una evolución semejante a la de Francia.

Italia, excluida de los aranceles de Trump al vino embotellado, parecía llamada a ser la gran beneficiaria y así ocurrió en los primeros meses. Sin embargo, en el conjunto de los 8 meses analizados, Estados Unidos redujo sus importaciones desde dicho país, primer proveedor extranjero, en 3 millones de litros y 4,8 millones de dólares, tras un mes de junio especialmente negativo.

Portugal, por el contrario, ha sido es el único de los grandes proveedores europeos que sí ha aumentado sus ventas de vino embotellado hacia Estados Unidos, aunque a costa de bajar de precio.

Fuera de Europa destacan las exportaciones a Estado Unidos de vino embotellado neozelandés, que aumentaron por encima del 10%, en más de 28,7 millones de dólares y 3,7 millones de litros, siendo el tercer país en importancia en términos de valor, tras Italia y Francia, y el cuarto en volumen, por detrás de Australia. Argentina también creció en volumen, pero con precios más bajos que redujeron su valor. Australia, Chile y Sudáfrica tuvieron cifras malas.

Deja tuComentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.