Logo Loading

Por consenso, los Estados miembros de la Organización Internacional del Vino (OIV) han decidido dotar a la Organización de una sede permanente en la ciudad de Dijon para su segundo centenario.

La Asamblea General decidió trasladar la sede de la OIV y el Secretariado desde París a Dijon. Los 48 Estados miembros aceptaron la oferta de Francia de dotar a la OIV de una sede, garantizando la estabilidad temporal, jurídica y financiera de la Organización.

El presidente de la OIV, Luigi Moio, se congratuló de la decisión de la Asamblea General, que responde a la petición de la Organización Internacional de la Viña y el Vino, que tiene su sede en Francia desde su creación en 1924, de encontrar un local más adecuado para sus actividades. La OIV es una organización estratégica para sus 48 países miembros, debido al papel que desempeña como organización científica y técnica de referencia en el sector de la vid y el vino.

El secretario de Estado francés, Jean- Baptiste Lemoyne, fue recibido por el alcalde de Dijon, François Rebsamen, quien agradeció el compromiso del Gobierno francés y la confianza de los miembros de la OIC en el proyecto liderado por la ciudad de Dijon, una ciudad reconocida por su calidad de vida y situada entre las metrópolis más atractivas de su categoría dentro de las capitales regionales con vocación internacional.

La instalación de la Secretaría de la Organización en la capital borgoñona está prevista para septiembre de 2022. Al mismo tiempo, la ciudad de Dijon iniciará las obras previstas para la renovación del hotel Bouchu d’Esterno, que albergará la nueva sede de la OIV.

Deja tuComentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.