Logo Loading

Portugal aumentó en 2021 el valor de sus exportaciones de vino por quinto año consecutivo, hasta alcanzar el record de 925,5 millones de euros, lo que significa un incremento del 8,1% respecto al año anterior y superar por primera vez los 900 millones en exportaciones.

Según el informe Exportaciones de Vino de Portugal, Año 2021, realizado por el Observatorio Español del Mercado del Vino (OeMv) y publicado por la Organización Interprofesional del Vino de España (OIVE) en abril de 2022, el volumen de vino portugues exportado creció un 4,1%, hasta los 327,8 millones de litros, una cifra aún lejos de los más de 370 millones que Portugal vendió fuera de sus fronteras en 2007, pero con un precio medio mucho mayor, que entonces fue de 1,69 €/litro y en 2021 alcanzó los 2,82 €. Así, en 2021 el país vecino se posicionó como noveno exportador mundial de vino, por delante de Argentina.

La exportación portuguesa de vino es una clara historia de éxito. A contar de 2000 ha crecido a un ritmo medio anual (CAGR) del 2,7% en volumen y del 2,9% en valor. Aunque con altibajos, pero nunca descendiendo de la cantidad del año 2000, de 188,7 millones de litros. El máximo en volumen lo consiguió en 2007, con 371 millones de litros, y en 2021 llegó a 327,9 millones de litros (todas cifras de vinos + mostos, pero el peso de estos últimos es anecdótico). Sin embargo, siendo apreciable el crecimiento en volumen, lo espectacular es la evolución en valor, que pasó de 506,7 millones de euros en 2000 a 925,6 millones de euros en 2021, con una curva de crecimiento de tendencia muy estable que dura ya dos décadas.

Por tipos de vino, el informe indica que en 2021 “el vino envasado bate récords y ya supone el 91,7% de la facturación total. Se recupera el granel, y cae el bag-in-box tras un gran 2020. El vino tranquilo envasado lideró el crecimiento global y ya representa el 80% del volumen y el 91,7% del valor total, con 262 millones de litros (3,5% de aumento) y 848,3 millones de euros (8,2% de aumento), máximos históricos. Su precio medio subió un 4,6%, hasta los 3,24 €/litro”.

El trabajo prosigue indicando que, en cambio, “el vino en bag-in-box perdió cuota como segundo vino exportado, al caer un 4,5% en volumen y un 1,2% en valor, hasta los 34,1 millones de litros y los 42,2 millones de euros, aunque comparamos con un extraordinario 2020. Su precio medio subió un 3,4%, hasta los 1,24 €/litro, el más elevado desde que tenemos datos de esta categoría (2017)”.

Por otro lado, y tras dos años de pérdidas (2019 y 2020), el trabajo afirma que “las exportaciones de vino a granel portugués se recuperaron en 2021, al crecer en torno al 25%, hasta los 29,7 millones de litros y los 24,5 millones de euros, a un precio medio estable en los 82 céntimos por litro”. Respecto al vino espumoso, “subió de precio por encima del 20%, hasta los 5,65 €/litro, tras la fuerte bajada registrada en 2020. Sus ventas cayeron un 11,5% en volumen, hasta los 1,9 millones de litros, pero crecieron un 6,6% en valor, hasta los 10,5 millones de euros”.

En la distribución por países, el informe aporta los siguientes datos: “Francia repite como primer destino para el vino portugués, con 42,5 millones de litros y 116,2 millones de euros, cifras que suponen crecimientos del 4,8%, a un precio medio es en los 2,73 €/l. En un segundo nivel, Estados Unidos superó a Reino Unido como segundo mercado en volumen al crecer un 6,8%, por un descenso del 5,5% para el país británico, ambos en los 27,5 millones de litros. Brasil les sigue de cerca, con 26,7 millones (+5,8%), su máximo histórico. En términos de valor, Estados Unidos también superó a Reino Unido como segundo cliente, con 104,3 millones de euros (+13,1%), por los 98 millones facturados en el mercado británico (+2,8%), que fue el que más subió de precio entre los 10 primeros (+8,8%). Alemania cerró el año como quinto mercado, creciendo un 16,3% en volumen y un 13,5% en valor, hasta los 22,5 millones de litros y los 54,7 millones de euros. Los tres siguientes en volumen registraron pérdidas: Angola (-7,7%), Bélgica (-1,3%) y Países Bajos (-1,1%). Polonia creció un 17,2% y superó a Canadá (- 3,9%) y a Suecia (-6%). En términos de valor, Países Bajos subió a la sexta plaza (+6,3%), seguido de Canadá (+1,4%), que perdió dos posiciones. Bélgica (+4,1%), Suiza (+4,6%) y Polonia (+19,5%) completaron los 10 primeros puestos”.

Deja tuComentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.