Logo Loading

En 2020 nuestro país exportó 19.627 toneladas, con un valor de 57 millones de euros. España líder mundial en producción de aceite de oliva, con el 68 % de la producción europea en la campaña 2020/21, es el segundo proveedor de aceite de oliva a Alemania, con una cuota del 23% en peso y del 17,6% en valor.

Según el informe El Mercado del Aceite de Oliva en Alemania, realizado por Miguel Hernández Hernández bajo la supervisión de la Oficina Económica y Comercial de España en Dusseldorf y publicado por el ICEX el 20 de enero de 2022, “las exportaciones españolas han aumentado de forma ininterrumpida en unidades de peso desde 2016, hasta alcanzar un crecimiento acumulado de casi el 30%; este crecimiento, sin embargo, no se ha visto reflejado en unidades monetarias, al haber aumentado durante dicho periodo un 3,2%”.

El trabajo indica que “el total de importaciones de aceite de oliva en Alemania en el año 2020 ha sido de 85.684 toneladas por un valor de 325 millones de euros, lo cual supone un acusado aumento del 16,4%, expresado en unidades de peso, de las importaciones con respecto al año anterior y del 5,2% en unidades de valor. El tipo de aceite más importado es el aceite de oliva virgen, con un 80% de las importaciones totales”.

Italia es el principal proveedor de aceite de oliva a Alemania, con un 55% en peso y 57% valor; tercero (como ya se dijo, segundo es España) es Grecia, que El tercer país proveedor, que según afirma el trabajo, “ha duplicado sus exportaciones desde 2016 en valores absolutos y asimismo su cuota de mercado, expresada en unidades monetarias, situándose en el 2020 en un 15,6%”.

Alemania tiene uno de los menores consumos de aceite de oliva de la UE, pero en aumento. En 2020 ese estimó en 0,82 kilogramos por persona y año, frente a los 0,73 de hace cinco años. La importancia del “Bio” ha crecido bastante, en 2019 el consumo fue de 6.474 toneladas, por un valor de 51,3 millones de euros; durante los últimos diez años su consumo se ha triplicado, tanto en peso como en volumen. Este segmento de mercado está dominado por distribuidores locales que comercializan aceite de oliva virgen extra con sus propias marcas.

El estudio incluye un Store-Check. En él se han analizaron 11 establecimientos comerciales y 277 referencias, lo que el informe afirma ser una muestra representativa de la oferta que existe en los lineales del comercio alemán. Estas son las principales conclusiones:

  • Un punto de venta de tipo gourmet de la cadena Edeka fue el establecimiento con mayor número de referencias y con menos el Departamento de Food de una cadena de droguerías.
  • El mayor número de muestras recogidas correspondió a marcas italianas (149), después griegas (48) y el que menor españolas (34).
  • La mayor parte pertenece a la variedad virgen extra, con 262 referencias sobre 277.
  • La mayor parte del aceite de oliva se comercializa en envases de vidrio de 500 ml.
  • Los precios promedio más altos estaban el canal online y en el gourmet, con 45,3 €/litro y 25 €/litro, respectivamente; el precio promedio más bajo en el canal de descuento, con 7,5 €/litro.
  • Un 18,8 % corresponde a producción ecológica.

Finalmente, el informe señala que “·El consumidor alemán presta una atención especial a las pruebas que llevan a cabo diversas instituciones y publicaciones: las mismas suelen presentar unos análisis críticos, demostrando fraudes o irregularidades en las declaraciones de origen de la producción, calidad sensorial u otras variables de las muestras de aceite de oliva analizadas”.

 

Deja tuComentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.